Erica Soriano sigue desaparecida

Update 21/08/11: Un año sin Erica Soriano, las novedades del caso

Mañana se cumplen once meses desde la última vez que Erica Soriano fue vista con vida. La joven estaba embarazada y la mañana del 21 de agosto tenía pensado ir desde Lanús, en la casa que compartía con su pareja, Daniel Lagostena, hasta Villa Adelina para almorzar con su familia materna. Antes de salir discutió con Lagostena, y este “le tironeó la cartera para que no se fuera”, según la versión que él contó a la familia de ella. Después de esa discusión, en teoría Erica se fue sola, con el celular y algo de dinero. Nunca se volvió a saber de ella.
Durante varios meses seguí el tema para el diario Tiempo Argentino. Después cambié de medio y el caso dejó de tener espacio en la prensa. Ahora, José Vera, el nuevo abogado de la familia de Erica, denunció que la investigación había acumulado papeles y pruebas rídiculas, sin ninguna dirección clara, y pidió la recusación de la causa para evitar seguir acumulando material que no sirve para nada.
El 23 de noviembre del año pasado publiqué una editorial en el diario con mi visión sobre el caso. Salvo algunos detalles y las fechas, todo lo que decía ahí sigue vigente. Así que acá va el texto, tal cuál salió publicado entonces. Abajo están los links a la mayoría de los artículos que publiqué sobre el tema. Y un vídeo que hay que mirar luego de leer todos los textos:

Se acaban de cumplir tres meses de la desaparición de Erica Soriano, la chica embarazada que fue vista por última vez el 21 de agosto. Su familia decidió hacer públicos los e-mails que ella le escribía a Daniel Lagostena, su pareja y principal investigado en la causa. “Me endulzás con las cosas más ricas y después me das un vaso de ácido muriático para bajarlo”, se quejaba la joven en uno de esos correos.

Lo que Erica le reprochaba a Lagostena era lo que él mismo confesaba como “paranoias e inseguridades”, que se desataban por detalles mínimos: maquillaje que él consideraba excesivo, la sensación de que había mirado a otro hombre, la sospecha de que le ocultaba información tan trivial como un regalo de cumpleaños.

¿Qué prueban esos e-mails? Nada, y a la vez mucho. Para la causa judicial no agregan elementos decisivos, pero desnudan que Erica era víctima de una violencia que suele ser invisible: la violencia machista, aquella que se ejerce cuando los hombres consideran que las mujeres son una propiedad que siempre está en peligro de perderse.

Esa “inseguridad machita” –como la llamó la española Bebe en una de sus canciones– se expresa en intentos de controlar cada movimiento de la mujer, en descalificarla y censurar todas y cada unas de sus actividades y amistades. Son relaciones en las que el hombre puede alternar la violencia física, los gritos y los ataques de celos con llantos y pedidos de perdón en los que jura nunca volver a ser controlador y posesivo.

Los correos que escribía Erica ahora están disponibles en las páginas de Facebook que piden por su aparición. Son un documento clave, porque la mayoría de las veces es muy difícil probar esa violencia, que tiene como escenario la intimidad de los cuartos matrimoniales, donde no hay testigos ni terceros a los que pedir ayuda.

La más extrema de las violencias machistas es el femicidio: cuando un hombre mata a una mujer por considerarla de su propiedad.  Sólo en los primeros seis meses de este año, las organizaciones de mujeres contaron 126 de estos crímenes. Por la naturalización de la violencia que los antecede, y porque son asesinatos que suceden “puertas adentro”, la justicia tiene problemas para investigarlos. Por lo general no hay testigos, y el entorno del agresor tiende a encubrir y hasta justificar al victimario.

En el caso de Erica Soriano todavía no hay pruebas suficientes para hablar de un femicidio. En la provincia de Buenos Aires, donde hay más de 100 mujeres desaparecidas –50 de ellas menores de edad– la Policía Bonaerense y la justicia demostraron no tener herramientas y efectividad para encontrar a alguien que se pierda de forma más o menos trágica. La “Hipótesis Pomar”, como la llamamos en las páginas de este mismo diario, no puede ser descartada.

Las actitudes de Daniel Lagostena, su rostro imperturbable, su extraña ausencia durante diez días y los cruces de llamadas con miembros de su familia la noche en la que desapareció Erica, hacen que esté en el centro de la investigación.

En público, los únicos que lo defienden son sus hermanos y hermanas, que todos los días publican comentarios en la red social Facebook. En algunos tildan a la hermana de Erica de “yegua domesticada”  y la acusan de vestirse de “forma provocativa”. En otros, dicen que las ex parejas de Daniel Lagostena, que lo denunciaron y declararon contra él en la causa, son “mujeres resentidas”. Ambos son argumentos típicos de un macho violento.

Sin embargo, eso no alcanza para condenar a nadie. La justicia se basa en pruebas, y todavía no hay una que involucre a Lagostena de forma directa. Lo que hay son líneas de investigación que apuntan a su entorno familiar. La principal está ligada al cementerio de Lanús, lugar con el que el padre de Daniel, dueño de una empresa funeraria, tiene una larga relación. Los investigadores consideran que, con esos contactos, es posible enterrar un cuerpo sin identificar o, lo que es peor, cremarlo sin control.

Si la desaparición de Erica es producto de un femicidio, para la justicia va ser muy difícil desarmar la trama de encubrimiento que se tejió a su alrededor. Hay dos antecedentes que pueden usarse para pensar este caso. El primero es el de Mónica Bauzá, que desapareció el 18 de agosto de 2009. Mónica vivía con sus tres hijos y estaba separada de Juan Agustín Segovia, que tenía un impedimento judicial para acercarse a ella, aunque no tanto: se había mudado al fondo de la casa de la mujer. El caso parecía estancado, y en diciembre la policía fue hasta la vivienda para hacer un operativo de rutina. Segovia  abrió la puerta –se había instalado allí con sus hijos– y, sin decir nada, se fue. Lo encontraron en abril, vagando por Constitución: cuando lo detuvieron, confesó que había enterrado a su ex debajo de la cama. La justicia puso a sus familiares directos en la mira. Fue un caso en que el asesino fue traicionado por su propio miedo.

Otro femicidio, más reciente, es el que tuvo como víctima a Fernanda Lemos, desaparecida el 28 de septiembre. Ella tenía 28 años y dos hijas. Gerardo Demchuk, su marido, dijo que se había ido luego de una discusión, pero a principios de octubre apareció su cuerpo sin vida. La justicia lo encontró siguiendo el rastro del teléfono celular del marido, un elemento que también se investiga en el caso Soriano. Con Fernanda,  Demchuk se sentía tan impune que había dado notas en la televisión.

En Villa Adelina, donde se concentran todas las energías para la búsqueda de Erica, su familia no pierde la esperanza de que todo sea una confusión y Erica, con un embarazo enorme a cuestas, aparezca. Un final feliz que cada día parece más lejano.

7 de setiembre de 2010: Crece el misterio
13 de setiembre 2010: A 23 días de la desaparición
22 de septiembre de 2010: La Pareja de Erica Soriano tiene antecedentes por violencia familiar.
4 de Octubre: Exhuman cuerpos en busca de Erica
22 de octubre de 2010: Avanza la hipótesis de que fue asesinada por su pareja
1 de noviembre 2010: Cinco puntos oscuros en el caso Erica Soriano
21 de noviembre 2010: El novio la maltrataba por mail

Anuncios

19 comentarios en “Erica Soriano sigue desaparecida

  1. hola maria(madre de erika soriano) no estoy segura pero me parecio ver al marido de erika,el 10 de septiembre del 2010 en garupa misiones.en un pool llamado la cueva,esta a 500 metros de la garita.
    ahy hay prostitucion,tiene otra sucursal en soberbio misiones,tambien se comenta que hay chicas en contra de su voluntad,porfavor investiguen.
    desde hace tiempo tengo esa duda.

    disculpe que tarde para escribirle espero que la encuentren lo ante posible

    saludos

  2. Seria increíble pensar q Erica termino en un prostíbulo, sobre todo por la forma q al parecer el la controlaba… causa tanta indignación, tanta impotencia que sucedan estas cosas, yo tengo la edad de erica y jamás nadie me levanto la mano pero comprendo q las mujeres somos proclives a enamorarnos con el corazón y no estamos exentas de tantos hombres enfermos… el día q tenga hijos no dudaría en hacer justicia por mano propia ante la minima sospecha… este pequeño hombre mal engendrado y mal nacido, posiblemente no quiso tener la responsabilidad de tener otro hijo, tal ves solo la dejo embarazada para “probarla” y luego lo pensó mejor, posiblemente ya lo había imaginado hasta q se animó, su visita a los prostíbulos una jugada pensada, su frialdad inocultable propia de un hombre ignorante, su familia cómplices del demonio. Una chica tan linda con un ser nefasto, horrible… ojala Erica haya mirado mil hombres y se haya reído de el y porque no, ojala le haya sido infiel, ojala q Erica no lo haya amado como el se imaginaba, nadie puede amar a un hombre tan feo y tan poca cosa, ojala q Erica solo haya jugado con el, se haya burlado, la imagino riéndose de el con sus amigas…ojala, jamás Erica podría haber estado enamorada de un ser tan poco hombre como el, vago, ignorante, viejo y enfermo… existe la justicia divina, existe Dios y este pequeño ser repulsivo va penar toda la eternidad quemándose en el infierno junto a toda su familia.

  3. En las redes sociales estan pasando un billete de 5 pesos donde dice que es erica soriano y que esta en san luis y pide ayuda ojala sea ella y la puedan encontrar

  4. Acabo de ver una foto que un chico subió de un billete de dos pesos xon un mensaje escrito que dice “soy ética soriano y estoy en san Luis. Ayuda!” sugiero que se tomen medidas, no se, comparen la caligrafía a ver si realmente lo podría haber escrito ella. Lo escribo aca porque me parece importante. Mandenme mail y les mando la foto

  5. quien puede decir del billete de $5 que por un vuelto decía en el billete soy Erika soriana estoy en san juan ayuda… alguien pudo averiguar eso ese billete esta dando vuelta en el face

  6. En Facbook aparce un billete de Argentina que dice en tinta roja “soy Erica Soriano estoy en SanLuis Ayuda” esa foto la compartio una amiga en Mexico de el muro de Franqo Nicolas

  7. Con el respeto que merece Erika, deseo hacerle llegar un comentario a la familia sobre un detalle (el cual me llamo mucho la atencion), que podria ser pequeño, pero todo cabe en lo posible.
    Es sobre las primeras inspecciones despues de la dessaparicion, en la casa donde vivian , que habla sobre unos trabajos realizados (en ese momento)sobre la Terraza, especificamente sobre el piso de la Terraza, me pregunto?.. habra sido con algun proposito? .. porque tuvo bastante tiempo y compañia como para ocultar algo debajo y que altura del piso fue tapado. Seria bueno volver a inspeccionar el lugar. no esta demas.

  8. hoy mira una foro de una billete en el facebook y decia el nombre de erica soriano y decia que estaba en san luis ayuda era lo que decia el billete ojala que sea de ayuda y encuentren a su familiar

  9. Hoy me compartieron una foto de un billete con un escrito que decia que soy erica soriano no se si sea la misma que buscan dice en el billete que esta en san luis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s